CrediMarket

Tu préstamo sin aval al instante

¿Necesitas un préstamo sin aval y no estás seguro de que vayan a concedértelo? Aquí recopilamos entidades donde puedes encontrarlo.

  • Importe:
    Importe
    Otra cantidad:
  • Plazo:
    Plazo
    Otra cantidad:
    años
  • Entidad:
    Todas
    Limpiar filtros
Préstamo Interés (T.I.N.)iCuota mensualFinanciación máx.Comisión apertura
10 préstamos encontrados
Respuesta InmediataTFBank

TFBank Préstamo

Desde 8,60 % Desde 123,00 € Hasta 15.000 € 0,00 %
Respuesta InmediataSantander CF

Préstamo personal de Santander CF

Desde 10,85 % Desde 129,00 € Hasta 8.000 € 0,00 %
Gedescoche

Gedescoche

Desde 0,00 % Desde 104,00 € Hasta 10.000 € 0,00 %
Bankinter Consumer Finance

Préstamo personal de Bankinter Consumer Finance

Desde 4,45 % Desde 114,00 € Hasta 30.000 € 0,00 %
Younited Credit

Préstamo liquidez de Younited Credit

Desde 7,55 % Desde 121,00 € Hasta 50.000 € 0,00 %
Younited Credit

Préstamo Younited Credit

Desde 7,55 % Desde 121,00 € Hasta 50.000 € 0,00 %
MoneyGo

Prestamo MoneyGo

Desde 8,95 % Desde 124,00 € Hasta 60.000 € 0,00 %
EVO Banco

Tarjeta Inteligente EVO Banco

Desde 18,36 % Desde 148,00 € Hasta N/A 0,00 %
BBVA

Préstamo Especial MUFACE de BBVA

Desde 4,75 % Desde 115,00 € Hasta 20.000 € 0,00 %
Younited Credit

Préstamo salud de Younited Credit

Desde 7,55 % Desde 121,00 € Hasta 50.000 € 0,00 %
¿Qué es el tipo de interés? El interés es el coste que tiene para ti el dinero que debas en cada momento. La entidad financiera cobrará el dinero prestado más ese coste. El interés puede ser de dos tipos: fijo o variable. En el interés fijo el coste no cambiará en toda la vida del préstamo. Con el interés variable el coste variará periódicamente, trimestral, semestral o anualmente según el contrato del préstamo. El interés variable se determinará sumando el valor de un índice de referencia (habitualmente el Euribor) a una cantidad fija llamada diferencial. Cuanto menor sea el tipo de interés -en un préstamo a interés fijo- o el diferencial -en los préstamos a interés variable- menor será la cantidad total a pagar. ¿Dudas? Haz una pregunta
Préstamos sin aval

Conseguir un préstamo sin aval si cuentas con un buen perfil crediticio es fácil. Aquí te contamos en qué se fijan los bancos y entidades financieras, qué requisitos solicitan, en qué deberías fijarte al contratar un préstamo de este tipo y más. Y si quieres saber ya mismo cuál es la mejor financiación para ti, entra ya en nuestro simulador de préstamos y solicita tu comparativa.

¿Qué es un préstamo sin aval?

Para entender lo que es un préstamo sin aval, es clave comprender bien este último concepto. En concreto, se trata de una garantía adicional que solicita el banco, caja o financiera cuando considera que el titular del préstamo no reúne algunos de los requisitos necesarios para su concesión. Este aval puede ser una garantía real (bienes inmuebles, dineraria) o la garantía personal de otra persona, avalista.

En definitiva, lo que quiere el banco es asegurarse de que podrá recuperar el dinero prestado en caso de impago. Como decíamos, esta clase de garantías suelen solicitarse a aquellos perfiles crediticios un tanto dudosos, a quienes piden una cantidad abultada de dinero… entre otros ejemplos, pues cada caso es distinto.

Quién puede acceder a préstamos sin aval

Aunque esto puede variar según la entidad financiera que conceda el préstamo sin aval en cuestión, si tienes un buen perfil financiero (unos ingresos regulares y mantenidos en el tiempo, una ratio de endeudamiento adecuada y nunca has aparecido en un listado de morosidad) tendrás la posibilidad de acceder a un crédito sin aportar nada más. Porque el banco considerará que serás capaz de devolver el dinero en los términos acordados en el contrato. Otros aspectos importantes para acceder a los créditos sin aval son:

  • Que los ingresos sean suficientes para devolver el importe prestado: es decir, no bastará con que sean regulares, sino que, si solicitamos una cantidad muy elevada, es habitual que se nos exija que ganemos más, aunque depende de otros factores como el plazo de devolución, entre otros.
  • Que tengas fuentes de ingresos diversas: o sea, que los que ingreses no solo proceda de una nómina fija y suficiente sino que, por ejemplo, percibas dinero regularmente de alquileres, de rendimientos positivos de inversiones, etcétera. Los bancos y financieras consideran esto como una garantía extra de que podrás pagar.
  • Que no hayas estado nunca en un fichero de morosidad y que, por supuesto, no lo estés ahora.
  • Que no tengas otros préstamos vigentes ni deudas pendientes.

Quién NO puede acceder a préstamos sin aval

Consecuentemente también encontramos perfiles a los que dudosamente les concederán un préstamo sin aval. Por ejemplo.

  • Quienes tienen ingresos muy bajos.
  • Quienes tienen ingresos irregulares
  • Quienes tienen deudas pendientes.
  • Aquellos cuya capacidad de endeudamiento es muy baja.
  • Quienes solicitan una cantidad desproporcionada para sus ingresos. Personas muy mayores: que superan los 70 años y solicitan cantidades altas.
  • Quienes solicitan préstamos sin aval para un bien que no es físico: sería el caso de los préstamos para celebraciones, los préstamos para viajes, etcétera.

Requisitos de los préstamos sin aval

Más concretamente, las entidades suelen establecer esta serie de requisitos para conseguir créditos sin aval:

  • Haber cumplido la mayoría de edad y acreditarlo con la copia del DNI o pasaporte.
  • Residir en España.
  • Tener ingresos regulares: y aportar las nóminas, declaración de la renta, certificado de pago de autónomo o el papeleo suficiente como para acreditarlo.
  • Tener una cuenta bancaria en la que se ingresará el importe prestado si el crédito sin aval queda concedido.
  • Aportar un extracto bancario.
  • No ser moroso.
  • Proporcionar los datos y documentación correspondiente que solicite la entidad para el préstamo sin aval.

¿Puedo acceder a un préstamo sin aval estando en ASNEF?

Puede darse el caso de que una persona cuente con ingresos regulares y suficientes, una buena ratio de endeudamiento, lleve siendo cliente de la misma entidad bancaria desde hace tiempo… Pero que se encuentre inscrita en ASNEF. Estamos hablando de uno de los ficheros de morosidad más conocidos, en el que se puede entrar por una deuda impagada de a partir de 50 euros.

Sea por el importe que sea, figurar en él dificulta el acceso al crédito. Si estás en esta situación, te recomendamos que saldes tu deuda y que lleves a cabo el procedimiento correspondiente para salir de ASNEF. También tenemos que decir que algunas entidades financieras conceden préstamos sin aval a personas en ASNEF, pero que el tipo de producto al que se puede acceder suele tener peores condiciones (intereses más altos, principalmente). Asimismo, implican otros requisitos, como que la deuda que nos ha llevado al archivo de morosos no sea bancaria, etcétera.

¿Hay préstamos sin nómina ni aval?

En el mercado actual también encontramos préstamos sin nómina ni aval. Básicamente porque lo importante no es la nómina ni el aval, sino los ingresos. Y estos pueden proceder de múltiples fuentes. Por ejemplo, de propiedades que tengamos en alquiler, de rendimientos positivos de inversiones, de una pensión, de lo que ganemos como autónomos. En definitiva, no son un requisito indispensable.

Eso sí, hay que tener en cuenta que una de las particularidades de las nóminas es que ingresan la misma cantidad de dinero todos los meses, regularmente. Y que esto sí que es un requerimiento de los bancos. Pero mientras nuestros ingresos sean suficientes, continuados a lo largo del tiempo y podamos justificarlos, no habrá problema.

Los mejores préstamos sin aval están en CrediMarket

Si quieres encontrar el mejor crédito sin aval te recomendamos que utilices nuestro comparador de préstamos. El proceso solo te llevará 3 minutos, y podrás comparar los productos de las principales entidades financieras.

  • Indica la cantidad y finalidad del préstamo.
  • Anota tus ingresos mensuales.
  • Cuéntanos más sobre tu situación laboral: tipo de contrato, antigüedad, si estás en un ERTE…
  • Dinos si estás inscrito en algún fichero de morosidad.
  • Déjanos algunos datos personales: tipo de vivienda, nombre, dirección de correo electrónico.
  • Recibe tus resultados personalizados en tu correo. Si quieres, te llamamos para ayudarte a elegir el mejor préstamo sin aval. El servicio es gratis.

¿Es mejor un préstamo con aval o sin aval?

A priori un préstamo sin aval es mejor que un préstamo con aval, básicamente porque implica un riesgo menor. Tanto si garantizamos el crédito con un aval como si lo hacemos con un avalista. En caso de impago perderemos nuestra propiedad y, si hemos optado por recurrir a una tercera persona, esta deberá responder por nosotros con sus bienes presentes y futuros. Y después podrá reclamarnos la cantidad adeudada. Con todo lo que esto implica.

¿Qué riesgos conlleva incluir a un avalista al contratar un préstamo?

El hecho de avalar un préstamo conlleva a tener las mismas obligaciones que el solicitante, además el avalista puede terminar pagando la deuda contraída por el deudor hasta que quede totalmente saldada. Si el avalista no puede pagar la deuda puede verse envuelto en un largo proceso judicial que termine con el embargo de la cuenta corriente, los bienes personales (su casa, el coche...) incluso la parte de la nómina que exceda del Salario Mínimo Interprofesional.

j b CrediMarket
Email incorrecto
J
Contraseña incorrecta
¿Has olvidado tu contraseña?

Registrar cuenta
Email incorrecto
Es el nombre que te aparecerá en tus preguntas y respuestas.
Email incorrecto
No se mostrará públicamente.
J
Contraseña incorrecta
Seguridad baja
Para que tu contraseña sea válida debe combinar mayúsculas y minúsculas, tener 10 caracteres y al menos uno de ellos ser un número o signo de puntuación
Seguridad mejorable
Para que tu contraseña sea válida debe combinar mayúsculas y minúsculas, tener 10 caracteres y al menos uno de ellos ser un número o signo de puntuación
Seguridad buena
Para que tu contraseña sea válida debe combinar mayúsculas y minúsculas, tener 10 caracteres y al menos uno de ellos ser un número o signo de puntuación
Seguridad óptima
Para que tu contraseña sea válida debe combinar mayúsculas y minúsculas, tener 10 caracteres y al menos uno de ellos ser un número o signo de puntuación
J
Contraseña incorrecta