CrediMarket

Cómo son las cuentas infantiles

Cuentas infantiles

Para que empiecen a ver la importancia del ahorro, para más adelante, para pagarse aquel capricho (y sepan cuánto cuesta) o para hacer algo diferente. ¿Has pensado en abrir una cuenta al más pequeñ@ de la casa? ¡Te explicamos cómo son las cuentas infantiles!

Abrir una cuenta infantil los números pequeños de la casa

Vistos todos los capítulos de la Patrulla Canina, Peppa Pig y Simon; hechas ocho veces las tareas del cole; leídos todos los cuentos habidos y por haber, ¿qué tal si optamos por algo diferente?

Casi todos los bancos tienen, en sus carteras de productos, cuentas infantiles, destinadas a los más pequeños de la casa. Te explicamos cómo son para que, juntos, abráis la que os interese.

Cuáles son los requisitos

Más bien pocos. Están pensadas para niños con edades comprendidas entre 3 y 14 años, aunque en ocasiones se puede alargar hasta que el titular cumple la mayoría de edad.

En el momento de abrirla, algunas entidades pedirán un importe mínimo. Que puede ir de los 50 a los 300 euros.

Las cuentas infantiles tienen una operativa muy limitada. Se puede ingresar y sacar dinero a través de la red de cajeros y oficinas mediante la libreta. Eso sí, siempre hay que ir acompañado del mayor titular de la cuenta (padre, madre, tutores…).

Qué operativa tienen

La operativa de las cuentas infantiles es muy limitada. No permiten cargar domiciliaciones de recibos, ni vincular tarjetas ni emitir cheques. En algunas ocasiones sí permiten hacer transferencias nacionales.

¿Cobran comisiones?

Lo más común es que las cuentas infantiles no supongan ningún gasto y no cobren ninguna comisión ni de administración ni de mantenimiento.

¿Qué ofrecen?

Algunas cuentas infantiles ofrecen pequeñas rentabilidades aunque el principal atractivo, para los más pequeños, son los regalos, bien cuando se contrata la libreta bien en promociones puntuales.

En muchos casos, además, ofrecen descuentos para actividades de ocio. En muchos casos, estas iniciativas van ligadas a ingresos. Esto es, al incremento de saldo en la cuenta.

¿Y qué pasa cuando se cumplen los 14 años?

Al llegar al límite de edad, normalmente los 14 años, hay entidades que amplían la operativa de la cuenta. Y permite asociar a la cuenta una tarjeta de débito o prepago para realizar compras, pagar por Internet o sacar dinero de un cajero.

De hecho, normalmente, al llegar a los 18 años el banco abre al titular una cuenta joven, con condiciones y operativas más adecuadas a su edad.

¿Quieres ver cómo es la oferta en cuentas infantiles? ¡Te ayudamos!

Esta entrada fue publicada en COVID-19, Cuentas, Noticias, yomequedoencasa y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Entradas relacionadas

Los comentarios están cerrados.

CrediMarket no se responsabiliza de los comentarios que se publican.
No introduzcas datos personales o identificativos, tu comentario será público. Si cometes un error, o quieres un comentario envíanos un email a contacto@credimarket.com

Las noticias en tu email

Buscar en el blog:

¿Tienes dudas?

Cuéntanos tu caso, expertos independientes y usuarios te contestarán gratuitamente.

Haz tu pregunta

Categorias

Compara y solicita
tu préstamo